Marketing y publicidad: ¿cuál es la diferencia?

Al conocer la diferencia entre marketing y publicidad podrás distinguir qué estrategias de venta realizar para darle un impulso a tu negocio.

[vc_row][vc_column][vc_column_text]Para las personas que no se mueven en este campo de trabajo, es fácil confundir los términos marketing y publicidad. Al final del día, el objetivo de ambos es vender un producto, entonces no importa tanto cómo se llame. Sin embargo, entre mejor entiendas estos conceptos, mejor podrás identificar las estrategias que necesitas para mejorar tu negocio.

El marketing se define como el conjunto de estrategias que tienen como propósito vender tu producto o servicio. Para lograrlo, el marketing primero estudia al mercado del negocio, a sus consumidores, y a su competencia. Con esta información, puedes saber cómo convencer a la gente de comprar tu producto y no otro. Para hacer esto, se necesita un estudio de mercado, la creación de tu imagen corporativa, hacer un sitio web, manejar redes sociales, etc., todo esto es marketing. Por otro lado, la publicidad es la difusión de tu marca. Se enfoca en hacerte ver más atractivo y transmitir tus valores.  Esto se puede hacer en los diferentes medios de comunicación: Internet, televisión, medios impresos y más.

La confusión entre los dos términos está en que hay diferentes tipos de publicidad. La publicidad intencional es la que pagas, ya sea a un medio o una persona. Por ejemplo, un influencer aparece en una foto con tu producto en el fondo. En este caso, la publicidad es intencional porque le pagaste a alguien.

Y, en el otro extremo está la publicidad espontánea, la cual recientemente funciona mucho mejor que cualquier técnica de marketing o publicidad pagada. Como ejemplo está la viralización que tuvo la explosión que resulta de meter Mentos a botellas de Coca-Cola Light. Ninguna de las dos empresas pagó por esto, pero el hecho de que las marcas fueran las protagonistas resultó positivo para ambas.

Finalmente, a diferencia de lo que la gente piensa, hay publicidad negativa. Esta usualmente sucede cuando hay alguna controversia (aerolíneas tratando mal a sus clientes, restaurantes con comida en mal estado, etc.) en la que se habla mal de una marca. Para manejar esto, se tiene un plan preventivo y uno reactivo de control de crisis.

Para que tu marca siempre esté en la mente del consumidor de manera positiva, se necesita una combinación de marketing y publicidad.

En T7marketing hacemos esto realidad. ¡Contáctanos!

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Comparte

Compartir en facebook
Compartir
Compartir en twitter
Twittear
Compartir en linkedin
Recomendar

Buscar

Descubre

Suscríbete

Recibe cada semana un artículo nuevo, consejos y noticias de marketing digital.