Derechos de autor en la era digital

Las leyes de derechos de autor son tan válidas en téxtos y contenido impreso que en el digital. Conoce un poco más sobre plagio y consecuencias.

Cuando el Internet llegó a la sociedad, mucha gente se alegró. El conocimiento sería mucho más accesible y la tercera gran revolución intelectual inició. Sin embargo, como en todas las revoluciones, no había reglas escritas. No se previó que así como habría cantidades inimaginables de información, las habría también de desinformación. Además, entre otras situaciones, se encontró la facilidad de plagiar contenido. Así, hoy en día, los derechos de autor en blogs y redes sociales, y en general todo lo que se sube a internet se convirtió en un tema de interés. ¿Cómo monitorear el contenido de una persona? ¿Cómo impacta esto en la creación de contenido? A continuación ahondamos un poco en el tema.

ABC de los derechos de autor

Se le llama derechos de autor a las leyes que protege una obra intelectual de ser usada sin permiso por otro. Para ello, en México existe el Instituto Nacional de Derechos de Autor, que registra todas las obras bajo el autor correspondiente.

Se entiende como violación de estos derechos el compartir material sin la autorización o sin dar crédito a su autor original. Si es el caso, las consecuencias pueden ir desde que el autor solicite que se mencione su autoría hasta multas o procesos legales. 

En violación de derechos entran:

  • Reproducción total o parcial del material
  • Edición
  • Adaptación y arreglos (música)
  • Traducción
  • Distribución

En el caso de materiales registrados en el INDAUTOR, era hasta cierto punto sencillo encontrar plagios. Al momento de registrar la obra, el instituto hace una búsqueda para asegurarse de que no sea un material copiado. Sin embargo, si bien no existe un organismo que monitoree el mal uso de contenido en Internet, cada plataforma tiene sus métodos.

Las grandes marcas como Disney, tienen un equipo dedicado a detectar el mal uso de su material registrado. Por otro lado, grandes plataformas, como YouTube e Instagram tienen algoritmos programados para detectan el incumplimiento de leyes para bloquear el contenido de inmediato. Por ejemplo, si subes un video con una canción de un artista e intentas lucrar con dicho video, el material será bloqueado y eliminado de la plataforma digital de manera inmediata.  Además, avisarán al autor de este incumplimiento y queda en él dejarlo pasar o comenzar una demanda.

No obstante, si la edición o arreglo de una pieza musical está considerada como violación, ¿qué pasa con los creadores de covers? En este caso, las plataformas de streaming tienen un acuerdo que permite este tipo de contenido. Para ellos, parte de las ganancias que generen los covers se le da a los autores originales. Así, se cumple de alguna manera el crédito por la obra. 

Por otro lado, en cuanto al contenido escrito, la situación es más complicada. En el caso de periódicos, revistas o marcas en línea, sus sitios web tienen métodos de protección que evitan un “copy-paste”. Además, existen softwares que monitorean el uso de ciertos grupos de palabras u oraciones dentro de la web. 

¿Cómo prevenir demandas por romper con derechos de autor?

Como se observa, la detección de violaciones de derechos de autor en Internet es bastante complicado y no tiene métodos infalibles. Por lo tanto, el autor no tiene asegurado que nadie use su contenido sin permiso, ni el plagiador tiene la seguridad de que no lo detectarán.   

Así, lo único que queda es ser original. Crear contenido propio no solo tiene la ventaja de que no tendrá problemas de derechos de autor, sino que puede mejorar el SEO de un sitio web y mejorar el posicionamiento y credibilidad de una marca o negocio. Ahora bien, si la inspiración viene de alguien más o es necesario utilizar citas, es simple: da crédito al autor. Y, en el caso de publicaciones o medios con peso, intenta hacer contacto y pedir permiso. 

En T7marketing hacemos content marketing original y sin problemas de derechos de autor. Asimismo, realizamos diseño editorial con todos los créditos correspondientes.

¡Contáctanos!

Comparte

Compartir en facebook
Compartir
Compartir en twitter
Twittear
Compartir en linkedin
Recomendar

Buscar

Descubre

Suscríbete

Recibe cada semana un artículo nuevo, consejos y noticias de marketing digital.